El árbol de la ciencia

Llegó la hora de profundizar un poco y caminar por las orillas de la metafísica. ¿La ciencia busca la verdad? ¿El hombre puede llegar a conocer el universo?

Para explicar estas complejas preguntas aprovecho e introduzco un fragmento de la grandísima obra barojiana “El árbol de la Ciencia”, en la que Andrés Hurtado (protagonista) y su tío Iturrioz debaten sobre filosofía haciéndose estas mismas cuestiones:

“-Las proposiciones matemáticas y lógicas son únicamente las leyes de la inteligencia humana; pueden ser también leyes de la naturaleza exterior a nosotros, pero no lo podemos afirmar. La inteligencia lleva, como necesidades inherentes a ella, las nociones de causa, de espacio y de tiempo, como un cuerpo lleva las tres dimensiones. Estas nociones de causa, de espacio y de tiempo son inseparables de la inteligencia, y cuando ésta afirma sus verdades y sus axiomas a priori, no hace más que señalar a su propio mecanismo.

-¿De manera que no hay verdad?

-Sí; el acuerdo de todas las inteligencias en una misma cosa es lo que llamamos verdad. Fuera de los axiomas lógicos y matemáticos, en los cuales no se puede suponer que no haya unanimidad, en los demás todas las verdades tienen como condición ser unánimes.

-Entonces, ¿son verdades porque son unánimes? -preguntó Iturrioz.

-No; son unánimes, porque son verdades.”

Podemos ver claramente en esta conversación algunas partes esenciales de la obra del filósofo I. Kant “Crítica a la razón pura”, en ésta se afirma que los conocimientos del ser humano se dividen en dos tipos: Conocimientos a priori y conocimientos a posteriori. Los conocimientos a priori son aquellos independientes de la experiencia y se encuentran ligados a la razón. Algunos de los conocimientos a priori son los que se mencionan en el diálogo de Andrés y su tío: causa, espacio y tiempo. Los conocimientos a posteriori son aquellos que se obtienen mediante la experiencia. Ambos conocimientos han de configurarse mutuamente para que el ser humano pueda llegar al entendimiento de los datos empíricos. Por otra parte, hay que hacer una división entre el fenómeno y el noúmeno. El primero es la cosa tal y como se nos presenta. El noúmeno sería la cosa en sí, alejada de toda interpretación. Cabe la posibilidad entonces de que no podamos conocer el noúmeno, de que no podamos conocer las cosas tal y como son. Eso es algo que no podemos demostrar. Según Andrés, hemos de partir desde aquí para construir nuestras verdades, y considerar como verdadero lo que es interpretado por nuestra razón. Luego, llamaremos verdad a aquello en lo que todos coincidamos desde un punto de vista racional. Como bien dice Andrés Hurtado: “ Son unánimes, porque son verdades.” Pero verdades para nosotros, no verdades en sí, ya que la verdad en sí es algo que se escapa de nuestras manos.

“-Bueno. Está bien. Quiere decir que tú aceptas la posibilidad de la mentira inicial. Déjame suponer la mentira en toda la escala de conocimientos. Quiero suponer que la gravedad es una costumbre, que mañana un hecho cualquiera la desmentirá. ¿Quién me lo va a impedir?

-Nadie; pero usted, de buena fe, no puede aceptar esa posibilidad. El encadenamiento de causas y efectos es la ciencia. Si ese encadenamiento no existiera, ya no habría ninguno; todo podría ser verdad.

-Entonces vuestra ciencia se basa en la utilidad.”

Como bien dice aquí Iturrioz, la ciencia se basa en la utilidad, no en buscar la verdad, ya que se apoya en algo que no podemos saber si es cierto o no. En la actualidad la mayoría de personas piensan que la ciencia es capaz de dar con la verdad, lo que lleva a un “positivismo inconsciente”. Sin embargo, encontrar una verdad fuera de nuestras “verdades” quizá sea una tarea imposible tanto para la ciencia como para el ser humano. Esto es, por una parte una desilusión ,y por otra, quitarnos un grandísimo peso de encima.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Filosofía. Guarda el enlace permanente.

3 respuestas a El árbol de la ciencia

  1. Sirweed dijo:

    Excelente entrada compañero.

    En mi opinión la palabra ciencia se usa en un concepto muy amplio, es decir se ha devaluado lo que en teoría se consideraba ciencia. Según la acepción que conocemos usualmente, la ciencia demuestra hechos que son “demostrados” mediante la aplicación del denominado Método científico. Pero aquello que nos muestra la ciencia es la verdad absoluta o solo es la verdad la cual podemos demostrar mediante mecanismos humanos.

    Estoy de acuerdo en tu teoría en que la ciencia no debe buscar la verdad si no buscar la aplicación mas perfecta lograda por el ser humano. ¿Es esa la aplicación verdadera? Quizás no, pero mientras sirva para un uso prolongado y no se refute con una mejor, la deberíamos considerar como la más útil o “verdadera”

    Quién sabe si en algún momento el ser humano dispondrá de mecanismos cuya complejidad puedan indagar en el fondo del ser y desenmascarar la verdad verdadera (valga la redundancia), pero por ahora debemos conformarnos con sacarle la utilidad a nuestros conocimientos y no aspirar (de momento) a ciertos aspectos que se nos escapan de las manos.

    Espero que la búsqueda del binomio ciencia/verdad no nos termine por absorber. “Para llegar a ser sabio, es preciso querer experimentar ciertas vivencias, es decir, meterse en sus fauces. Eso es, ciertamente, muy peligroso; más de un sabio ha sido devorado al hacerlo” Friedrich Nietzsche

  2. Excelente post. Felicidades. Se lo enviaré a unos buenos amigos que se alegrarán y quizás se animen a comentar. Trataré de buscar algo de tiempo para comentar como merece este post.

    Un saludo,

    • lagartijafeliz dijo:

      Muchas gracias por su apoyo. Da alegría ver que hay gente a la que también le preocupa estos temas y se interesa por ellos.

      Un saludo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s